Notijenck

Notijenck
Aplicación 

Aplicaciones forenses del microscopio electrónico de mesada Phenom

Cada laboratorio forense cuenta con un número de microscopios ópticos y digitales. La necesidad de una amplificación más allá del rango óptico es cada vez mayor a medida que los aspectos de interés son más pequeños. La microscopía electrónica de barrido puede...

Cada laboratorio forense cuenta con un número de microscopios ópticos y digitales. Es uno de los requisitos fundamentales al momento de preparar y poner en marcha un laboratorio para tareas de imagen de rutina. En general, los instrumentos ópticos son robustos y fáciles de operar. Sin embargo, la necesidad de una amplificación más allá del rango óptico (>1000x) es cada vez mayor a medida que los aspectos de interés son más pequeños. La microscopía electrónica de barrido (SEM) puede ir más lejos que la escala óptica con una enorme capacidad de ampliación y profundidad de foco. Otra ventaja de los SEM es la posibilidad de realizar un análisis elemental de microestructuras.

Aplicaciones forenses del microscopio electrónico de mesada Phenom

Combinado con la imagen de electrones, el análisis de rayos X es una herramienta muy ponderosa para comprender la composición y estructura de materiales. Ahora bien, pasar de un microscopio óptico a un SEM tradicional puede implicar un duro golpe para el presupuesto de un laboratorio forense: además de invertir en el instrumento, se necesita un espacio dedicado y un usuario bien capacitado. El uso de un SEM en el rubro forense puede ser de gran valor: la diversidad de muestras y aplicaciones es muy amplia, y el Phenom puede cumplir una función en todas ellas. A continuación se presentan sus principales aplicaciones.

Leer Aplicación Completa

Más información sobre PhenomWorld Phenom ProX en la página del producto

Comentarios

Quizás te interese