Notijenck

Notijenck
Nota 

Mejores prácticas para evaluar visualmente el color de las muestras

El método para evaluar el color y apariencia de una muestra es único para cada aplicación. Muchas aplicaciones, incluyendo textiles, tintas, plásticos y pinturas, requieren apreciaciones visuales además de las mediciones instrumentales…

El método para evaluar el color y apariencia de una muestra es único para cada aplicación. Muchas aplicaciones, incluyendo textiles, tintas, plásticos y pinturas, requieren apreciaciones visuales además de las mediciones instrumentales. Las apreciaciones visuales se realizan para identificar inconsistencias notables entre el color de una muestra y el color estándar, como también para correlacionar la percepción visual humana con los valores numéricos del color. En los ambientes de fabricación, la realización temprana de estas evaluaciones de color ayuda a minimizar el trabajo doble y los gastos adicionales futuros.

Antes de cada apreciación visual, las muestras a ser evaluadas deberían ser condicionadas, de ser necesario, preparadas y presentadas de la misma forma cada vez. Esto incluye moler, mezclar o cortar las muestras en forma igual, ubicándolas en el mismo contenedor y usando la misma cantidad de muestra o tamaño para cada apreciación.

Durante cada evaluación visual se requieren condiciones estandarizadas para mantener consistencia y precisión, incluyendo iluminación, observador, y condiciones visuales. A continuación se enumeran en forma general las mejores prácticas para alcanzar resultados más precisos durante éstas evaluaciones visuales.

Condiciones de Iluminación

El color de un objeto puede aparecer diferente bajo diferentes tipos de luz. Ésta variable a menudo lleva a inconsistencias entre el color de la muestra y el estándar. Debido a esto es necesario estandarizar las condiciones de iluminación para mantener consistencia.

  • Evaluar muestras dentro del entorno controlado de una cabina de iluminación para mantener condiciones de luz estandarizadas.
  • Usar la misma fuente o fuentes de iluminación en la cabina de iluminación que la fuente de luz que será utilizada donde el objeto sea vendido o utilizado (ej. usar una fuente de luz fluorescente si el producto es vendido en un supermercado o negocio)
  • Apagar toda la iluminación del lugar, de ser posible, excepto por la fuente de luz dentro de la cabina de iluminación para no influenciar la apariencia del color de su muestra

Mejores prácticas para evaluar visualmente el color de las muestras

Condiciones del Observador

La sensibilidad del ojo humano varía de una persona a otra causando a menudo que el color aparezca diferente en cada individuo. Además, el atuendo del observador puede afectar cómo se percibe el color de la muestra. Para asegurar que estas evaluaciones visuales sean lo más precisas posibles, es necesario que se definan y sigan los requerimientos del observador.

  • Organizar un comité de personas para confirmar los resultados de cada evaluación y mantener consistencia
  • Vestir colores neutrales, como ser gris o blanco, para no influenciar la apariencia de color de su muestra
  • No usar anteojos con tonalidades en sus vidrios o lentes de contacto
  • No evaluar la muestra por más de 5 o 10 segundos antes de determinar la aprobación o rechazo dado que la sensibilidad del ojo humano a las diferencias de color disminuye con el paso del tiempo

Condiciones Visuales

Cómo se ve la muestra puede afectar la apariencia de su color. Ver un objeto de un ángulo ligeramente diferente, por ejemplo, puede hacer que el objeto aparezca más brilloso u oscuro. Debido a esto, el ángulo en el que se ve la muestra y otras condiciones visuales debe ser consistente en cada evaluación.

  • No ubicar ningún otro objeto en la cabina de iluminación que no sea el que es evaluado para no afectar la apariencia de su color
  • Ubicar las muestras en forma plana dentro de la cabina de iluminación o en un ángulo de 45 grados. Cambiar la posición de izquierda a derecha y arriba/abajo para observar cualquier cambio en el color
  • Cuando se compare la muestra con el estándar, sostenerlos o ubicarlos juntos para que estén paralelos y tocándose y así poder identificar las diferencias de color más fácilmente.

Prueba Visual para Metamerismo

El Metamerismo describe un par de objetos que igualan en color bajo la misma fuente de luz o bajo un conjunto de condiciones visuales, pero difieren bajo otras condiciones. Esto generalmente ocurre cuando el color de la partida de las tintas, pinturas o pigmentos es cambiado durante la producción, llevando a que se produzcan colores desparejos. Una playera, por ejemplo, puede parecer que iguala el color de un cárdigan cuando se lo ve a la luz del día, pero no igualan cuando se los ve con luz incandescente en el hogar.

Para determinar si un par de muestras son metaméricas, se necesitan realizar evaluaciones visuales e instrumentales para evaluar las muestras bajo dos o más fuentes diferentes de luz e iluminantes, como la luz de día (Iluminante Estándar D65) y luz incandescente (Iluminante Estándar A). A continuación se enumeran los pasos para identificar metamerismo a través de una prueba visual.

  1. Ubicar las dos muestras en cuestión en la cabina de iluminación bajo una fuente de luz y compararlas visualmente
  2. Cambiar la fuente de luz (ej. de Iluminante Estándar D65 a Iluminante Estándar A) y comparar visualmente ambas muestras para ver si igualan en color
  3. Si las muestras igualan bajo una fuente de luz pero no bajo otra, entonces se considera que son un par metamérico. Para resultados más precisos en una evaluación visual, las muestras deberían ser comparadas bajo por lo menos tres fuentes de luz

Para confirmar que las muestras son metaméricas, se debe realizar una prueba instrumental usando un espectrofotómetro. En los casos donde las muestras no tienen el mismo color exacto al estándar bajo todas las condiciones de iluminación, es importante identificar el metamerismo y mantenerlo al mínimo. Cuando se establecen las herramientas y procesos de color adecuados, una “buena igualación metamérica puede ser producida.

Realizar evaluaciones visuales de muestras en forma temprana ayuda a identificar inconsistencias y evitar el doble trabajo más tarde. Como resultado, la eficiencia operacional mejora y los rechazos disminuyen.

Fuente: http://sensing.konicaminolta.com.mx/

Más información sobre Konica-Minolta MM-1e / MM-4e en la página del producto

Comentarios

Quizás te interese